SIN TROMPO DE PONER

SIN TROMPO DE PONER
COMPRA TU LIBRO AQUI PULSA
Loading...

OJOS LLENOS DE ABRIL

OJOS LLENOS DE ABRIL
PULSA LA IMAGEN PARA COMPRAR

SIN TROMPO DE PONER


"Los escritos de Paul Paniagua subliman el espíritu, conquistan la alegría, y nos hacen ver la vida con humor y optimismo... Desde el título, Paul Paniagua nos penetra en un espacio lúdico, inspirado en los juegos de trompos. Para el autor, el texto es una métafora de la vida.Es un liSbro original que atrapa al lector.. Estos textos hiperbreves no se pueden leer con el ceño fruncido, sino una una amplia sonrisa. " Dra. Mara L. García BYU

"Mis textos descubren el misterio de la vida, las cosas, y aún hasta en una toalla vieja o inodoro cualquiera, se desenmascara la ocasión de reír y llorar. Espero que mis textos enseñen a enfrentar la vida sin miedo; no hay razón para no ser feliz en ella. No hay excusa para no serlo ni trompo de poner alguno que tenga que pagar por nuestras culpas". Paul Jr Paniagua


SIN TROMPO DE PONER



EL INODORO


El inodoro irrumpe en protesta. Se estremece de llanto. No acepta su terrible destino. Solloza. Traga de todo. Anticipa saldar cualquier cuenta pendiente. No se da por vencido. Sufre acoso moral. Le resulta absurdo contemplar el suicidio. No se acobarda. Sigue de pie resoluto.


Monday, December 26, 2011

HACIA EL UNO POR CIENTO



Los presupuestos familiares generan disputas aun en las festividades navideñas. El prepararlos causa insurreciones civiles en los hogares frugales: confragaciones eternas. El desprecio por ellos nace del fracaso y de la falta de temple y autocontrol de quienes los administran y de aquellos a quienes subyugan. Se dan cita voluntades hostiles que se hacen presentes y causan discordia. Las mujeres y amas de casa detestan los presupuestos por rigurosos, y por ser enemigos declarados de los excesos como los vestidos negros o azules o rojos color escarlata de gala, colecciones enormes de finas zapatillas de todos colores, joyas preciosas, carros de lujo, etc. Los hombres tampoco toleran las medidas de austeridad que éstos arrastran consigo. No se diga cómo afectan los gastos personales como la adquisición de nuevas guitarras de colecciones exclusivas, o una televisión de alta definición 3D, carros deportivos, corbatas de seda, etc., que nada tienen que ver en teoría con los gastos discrecionales para el uso de la empresa familiar. Por eso, el implementar un presupuesto requiere firmeza, justicia, ecuanimidad, exactitud y; por supuesto, ética profesional. Los presupuestos no discriminan, tratan por igual al rico y al pobre y son ajenos al género sexual, entre muchas otras cosas. Los presupuestos no toleran el libertinaje y se inclinan a favor de la mesura y el sentido común. No son fáciles de adoptar para los que viven en la mentira. Los presupuestos dicen la verdad. Ellos son tu vivo retrato autobiográfico. Revelan tus secretos más íntimos. La quiebra es el resultado de la indiferencia presupuestal; y la prisión, la condena para los deshonestos que robándole al inocente saldan sus deudas y defraudan a la nación. Los que viven dentro de sus propios medios, comen camarones y caviar; compran regalos navideños y salen de vacaciones en el verano. El presupuesto familiar no miente; siempre expone el desperdicio y el despilfarro. El presupuestar es práctica sana digna de fiel emulación. Los presupuestos no se ignoran; se adoptan con cordura y disciplina. Con el tiempo se modifican para darle frente a la eliminación de deudas en forma acelerada. Bien llevados, son cuernos de la abundancia. Los buenos presupuestos meten gol.
De Venta
http://bookstore.palibrio.com/Products/SKU-000451175/Sin-trompo-de-poner.aspx




No comments:

Post a Comment